Otra vez , Bergoglio profanó el Miércoles de Ceniza promoviendo un grupo disidente de activistas homosexuales

Bergoglio profana las fiestas católicas usándolas como arma política marxista contra la Iglesia para impulsar la ideología marxista del género. Bergoglio actúa con pleno conocimiento y es decir que su pecado de Malicia es de blasfemia contra el Espíritu Santo.

Santa Hildegarda: La homosexualidad es la suprema ofensa contra Dios

Los peregrinos LGBT de Quest posan con el Papa Francisco en 2019
ROMA (ChurchMilitant.com) – Una organización  (disidente )`católica´ LGBTI+, que cuenta con la aprobación del arzobispo de Westminster Vincent Nichols y disfruta de “asientos privilegiados” en las audiencias del Papa Francisco, está buscando financiación del contribuyente británico.

Quest LGBTI, un grupo de defensa que se opone abiertamente a las enseñanzas de la Iglesia sobre la homosexualidad, se presentó en una cumbre de liderazgo organizada por la Oficina de Igualdad del Gobierno del Reino Unido (GEO) con la esperanza de beneficiarse de una parte de las 600.000 libras de dinero de los contribuyentes repartidas entre las organizaciones LGBT+.

En la convención celebrada los días 5 y 6 de febrero se asesoró a las organizaciones benéficas pro-gays sobre su “sostenibilidad financiera y eficacia operativa”, señalando que en la actualidad, el 41% de las organizaciones LGBTI dependen de la financiación del gobierno central.
(…)
“Hay algo absurdo y totalitario en que nuestro gobierno provea fondos para ayudar a desmantelar la enseñanza de la Iglesia sobre la cuestión fundamental de la moralidad sexual”, dijo María Madise, gerente de Voz de la Familia, a Church Militant.


“Ese es el tipo de proyecto en el que los soviéticos solían participar”, observó, añadiendo: “No es una sorpresa que el gobierno desee alinear a la Iglesia Católica con su agenda anti-vida y anti-familia, y cooptar organizaciones pseudo-católicas disidentes para trabajar desde adentro sería obviamente la forma más directa de hacerlo”.

Madise elaboró:

Es irónico, sin embargo, que incluso el gobierno está cansado de que los grupos de presión LGBT dependan de la financiación del gobierno central – y está tratando de alentar a esas organizaciones a ser más auto-suficientes financieramente. Eso demuestra que todo esto ha sido un programa impulsado por el establishment, que nunca ha tenido el consentimiento o el apoyo popular del pueblo británico.

Pero el secretario de Quest, Thomas Bartsch, que asistió al evento, dijo que estaba “agradecido de permanecer unido en este trabajo con nuestros socios LGBT de diferentes credos”. Quest también trabaja estrechamente con el grupo militante LGBT Stonewall.

Mientras tanto, Quest ha anunciado que su peregrinación a Roma en 2021 estará dirigida por el ex-sacerdote Martin Pendergast, quien ha estado en una unión civil gay con Julian Filochowski, el ex-jefe de Cafod, desde 2006. Cafod es la organización benéfica oficial de la Conferencia Episcopal para el desarrollo en el extranjero.

Pendergast, que se describe a sí mismo como “orgullosamente gay y orgullosamente católico” ha desafiado el “término católico no tradicional, de ‘desorden intrínseco’ para describir la homosexualidad” sobre la base de que aplica “un intrincado término filosófico a una compleja realidad humana y teológica”.

A los peregrinos se les ha prometido “asientos privilegiados” (ver imagen anterior) en la audiencia general semanal del Papa Francisco el miércoles de ceniza y celebrarán la misa en la Iglesia titular del Santísimo Redentor y San Alfonso del card. Vincent Nichols.

Después de mostrar una fotografía de un grupo anterior de peregrinos LGBT con el Santo Padre, el borrador del programa de peregrinación anunciaba descaradamente “La calle gay de Roma” en la parte inferior de su folleto: “No hay zonas gay particulares en Roma, pero un punto popular de la comunidad gay y lesbiana en la noche y por la noche es la calle frente a los dos cafés-bares “Coming Out” y “My Bar”, Via di San Giovanni in Laterano – No. 9 en el mapa, cerca del Coliseo”.

Hablando con Church Militant, el diácono Nick Donnelly, crítico del movimiento católico LGBT en Inglaterra, lamentó que “el escándalo desgarrador de nuestros tiempos [es] que los sacerdotes católicos, activos y laicizados, vivan y defiendan el pecado de la sodomía; las manos consagradas para actuar in persona Christi se dedican en cambio a actos de grave depravación”.


“En lugar de buscar el perdón de Dios, se jactan de su liderazgo de los grupos militantes LGBT dentro de la Iglesia, celebran misas blasfemas con la connivencia de cardenales y obispos y hacen pactos con agencias gubernamentales comprometidas a atacar la enseñanza moral de la Iglesia, especialmente entre los niños”, añadió Donnelly, llamando a la resistencia y a la “oración por la salvación de sus almas”.


Otros grupos religiosos y delegados que participaron en la cumbre de liderazgo fueron Samie Mansoor de Hidayah, musulmanes LGBTQI+; Jayne Ozanne, miembro del Sínodo General de la Iglesia de Inglaterra y Directora de la Fundación Ozanne; Dalia Fleming de Keshet, judíos LGBTQ; y Luke Dowding, jefe de OneBodyOneFaith.

El activista gay Jorge M. Bergoglio profanó maliciosamente el Jueves Santo 2015. Bergoglio sabía que un travesti estaba entre los candidatos para el lavado de los pies